jueves, 6 de septiembre de 2012

Un orgasmo lorquiano

Un orgasmo lorquiano

2 comentarios:

  1. Hector, te escribí un comentario pero algo debí hacer malporque me parece que no ha salido. Era para decirte que es un placer leerte, no conocía tu maestría con las letras. Y preguntarte si las invitaciones que me aparecen para unirme en Linkedln son automáticas, como las de Facebook o Twiter, o son tuyas. Ultimamente me han comentado algún escrito tuyo que no creo haber recibido y no se si se debe a esto. Y una pregunta, tal vez indiscreta, por si la quieres contestar: ¿porqué el vaso canopo? No puedo evitar imaginarme a tu corazón (y otras vísceras), hablando desde dentro del cáliz, en la oscuridad de la tumba, en el Valle de los Reyes... Aunque por otra parte es bastante poético...
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  2. Hola José Carlos.
    En primer lugar, gracias por leerme. Lo vengo haciendo desde hace años y ahora que estudio Periodismo, con más motivo, por aquello de ir mejorando las muchas carencias que tengo.
    Lo de Linkedin no ha sido automático: recibí hace unas semanas invitaciones de compañeros (entre ellos de César Aragón) y al subscribirme debí aceptar la opción de enviar invitaciones a mis contactos de correos. Es una red social más, parece que con cierta vocación de reunir profesionales de cualquier rama.
    Y en cuanto al título de uno de mis dos blogs, "el vaso canopo", lo explico en la primera entrada que escribí: en resumen es guardar mis "vísceras" como profesional de la Medicina para dedicarme a mi actual pasión que es el Periodismo; para escribir sobre asuntos profesionales uso más el otro blog, "aventuras y desventuras de un grumete", en un intento de separar ambos aspectos, aunque es bastante complicado y no siempre lo consigo. El enlace de esa entrada es http://elvasocanopo.blogspot.com.es/2011/10/presentacion-batallitas-y-homenaje-uno.html

    ResponderEliminar